Tu préstamo online o en tiendas Cash Converters

Tu préstamo online o en tiendas Cash Converters

300

¿Cuánto dinero necesitas?

30días

¿Para cuántos días?

0% Interés
Hasta 300€
Sin Papeleos

Tu micropréstamo

¡En 3 simples pasos!

Verifica tu identidad

Utilizando tu DNI, cuenta bancaria o a través de tu banca online

Realiza tu solicitud

En menos de 8 minutos cumplimenta tu solicitud desde nuestra web o en tienda

Obtén tu préstamo

Somos los únicos que te entregamos hasta 500€ en mano y en efectivo

Créditos para particulares

¿Qué son los créditos para particulares?

Un crédito para particulares es un tipo de préstamo que un banco u otra entidad financiera (prestamista) otorga a personas naturales (prestatarios) con la obligación de devolver dicha cantidad de dinero, así como los intereses previamente pactados y los posibles gastos en los que incurra la operación. Los créditos para particulares te permiten obtener cierta cantidad de dinero rápido para satisfacer cualquier necesidad económica como pagar una deuda, financiar los estudios de tus hijos, realizar el pago de servicios, hacer un viaje en tus vacaciones o hacer frente a un imprevisto.

Los créditos para particulares se caracterizan porque no exigen que la persona que lo solicita aporte una garantía real (como una hipoteca, por ejemplo). Esto quiere decir que la entidad financiera sustenta el crédito en el compromiso de pago del prestatario. Debido al alto riesgo que implica esta operación es habitual que los créditos para particulares tengan una elevada tasa de interés y se hagan por cuantías pequeñas.

Los créditos para particulares también se conocen como préstamos de consumo. Estos son ofrecidos por las entidades financieras con el objetivo de que las personas puedan adquirir algún bien o servicio que necesiten.

Principales características de los créditos para particulares

  • Fundamentalmente, se solicitan para poder llevar a cabo acciones relacionadas con la compra de servicios y bienes de consumo. Por ejemplo, la adquisición de un ordenador, pagar unos estudios en el extranjero o comprar los muebles para decorar la casa. También sirven para pagar gastos de emergencia si fuese necesario, como una deuda o gastos médicos.
  • Por regla general, no tienen un importe demasiado elevado, no suelen superar los 30.000 euros.
  • Su tramitación es mucho más rápida que la de otro tipo de créditos porque son préstamos sin aval.
  • Son concedidos por entidades bancarias comerciales.
  • El plazo de devolución suele ser de corto a mediano plazo.
  • Suelen ir ligados a comisiones de apertura y cancelación.
  • Para obtenerlo no necesariamente se debe tener una cuenta en el banco al que se solicitan.
  • Su tramitación es mucho más rápida que la de otros créditos, incluso se puede hacer 100% online.
  • Intereses elevados.

En Dineo te ofrecemos una solución financiera integral con la que podrás obtener hasta 300 euros con 0% de interés si eres un usuario nuevo y hasta 500 euros si ya has tenido préstamos con nosotros.

Tipos de créditos para particulares

Los siguientes son los tipos de créditos para particulares más relevantes:

Ventajas y desventajas de los créditos para particulares

Toda moneda tiene dos caras y así como los créditos para particulares pueden ser una gran alternativa por las ventajas que representan debes tener en cuenta también los inconvenientes que te pueden acarrear, así podrás tomar una buena decisión de acuerdo con la situación que estés atravesando y la necesidad que tengas.

Ventajas de los créditos para particulares

  • Puedes usarlos para lo que quieras, hay mucha flexibilidad en este tipo de créditos y no importa si vas a usar el dinero para liquidar deudas o para comprar productos y servicios, de todas formas no es necesario que expliques la finalidad a la entidad financiera.
  • Tasas de interés fijas.
  • No se tiene que dar una propiedad en garantía para comprometerse a pagarlos.
  • No tienen tantos requisitos y su trámite y aprobación suelen ser rápidos.
  • Es buena opción para liquidar varias tarjetas de crédito, siempre y cuando se cubran completamente las deudas de todos los plásticos.

Desventajas de los créditos para particulares

  • No tienen las mejores tasas de interés. Estas no suelen ser bajas, sobre todo para quienes tienen un mal historial crediticio.
  • Existe la posibilidad de que se cobren honorarios u otras comisiones, las cuales también pueden llegar a ser altas.
  • El pago mensual suele ser elevado.

Tipo de interés de un crédito para particulares

El tipo de interés es el precio que la entidad financiera te cobrará por prestarte el dinero que solicitas. Antes de decidirte, compara distintas ofertas, pero no te fijes solo en el tipo de interés nominal, sino en la TAE. La tasa anual equivalente es un cálculo que incluye el tipo de interés nominal y las comisiones que puedan aplicarle a tu crédito teniendo en cuenta el plazo de la operación. Es un indicador mucho más fiable del coste real del préstamo.

Algunos préstamos pueden tener un tipo de interés nominal bajo, pero muchas comisiones por otros conceptos (apertura, cancelación, amortización parcial, estudio, entre otras). Si sumas todos los conceptos, puedes descubrir que un crédito al 3% de interés nominal te sale más caro que otro al 5%, pero con menos comisiones.

  • Dineo, mucho más que ventajas

  • Inmediatez Dispón de tu dinero desde nuestra web o visita nuestras tiendas para conseguir tu dinero en efectivo y en el acto.
  • Transparencia Conoce el importe a pagar desde el primer momento y sin sorpresas.
  • Sencillez Adelanta o aplaza el pago a tu gusto y amplía la cantidad solicitada cuando quieras.
  • Seguridad Garantizamos tu seguridad y la de tus datos en todos nuestros procesos.
  • Soporte Personalizado Estamos contigo antes, durante y después del préstamo para ayudarte en lo que necesites.

Requisitos para acceder a un crédito para particulares

Antes de concederte el crédito para particulares, la entidad financiera realizará un estudio de viabilidad para valorar tu capacidad de pago. Este estudio contempla sobre todo tus ingresos mensuales y compromisos de pago con otras deudas pendientes, incluyendo saldos de las tarjetas de crédito, para estimar si vas a poder pagar las cuotas mensuales del crédito sin dificultades. La entidad financiera también valorará tu patrimonio (inmuebles, inversiones, otras cuentas bancarias, etc.), que sirve como garantía.

Si el banco tiene dudas sobre tu capacidad de pago o tu historial crediticio y no considera que tu patrimonio sea garantía suficiente, probablemente será necesario que tengas un avalista (otra persona que se compromete a hacerse cargo de la deuda si tú no pagas) para poder conseguir un crédito para particulares.

Conoce a continuación la documentación necesaria para solicitar un crédito para particulares:

  • DNI.
  • Comprobante de ingresos.
  • Copia del contrato de trabajo.
  • Relación de tu patrimonio en el momento de solicitar el préstamo (inmuebles en propiedad, autos, inversiones, cuentas bancarias, etc.).
  • Escritura de la vivienda o contrato de alquiler.
  • Últimos recibos de otros préstamos, si los tuvieras.

¿Cómo calcular la cuota de tu crédito para particulares?

Lo primero que debes hacer antes de solicitar un crédito para particulares es conocer con exactitud cuál es tu límite de endeudamiento, así como la cuota mensual máxima que puedes asumir sin pasar apuros económicos o asumir una deuda mayor que la inicialmente planteada. Para saber esto con exactitud puedes utilizar una calculadora de créditos para particulares.

Estas consisten en un simulador que te permite calcular de forma sencilla la cuota que debes pagar cuando solicites un crédito para particulares en función de la cantidad y los plazos establecidos, así como el tipo anual efectivo que corresponde a una cuota y los gastos determinados.

En la actualidad la mayor parte de las entidades de crédito disponen de este tipo de herramientas de fácil manejo, solo tienes que diligenciar los campos que se indican en la pantalla de inicio y pulsar en “calcular”. De este modo puedes hacerte una idea tanto de tu capacidad de endeudamiento como de las condiciones que te ofrece la compañía financiera.

Es muy importante elegir con cuidado en qué plazo vas a devolver el crédito ya que, aunque un tiempo de amortización más largo hará que las cuotas mensuales sean más bajas, a la larga también te llevará a pagar más intereses. Por el contrario, un plazo de devolución más reducido incrementará esa cuota mensual, pero hará que el crédito resulte más económico.

¡Consigue tu dinero ya!

Solicita hasta 300€ y devuélvelos en 30 días.