Viajes low cost: ¿cómo conseguir ahorrar viajando?

Todos hemos sentido alguna vez la curiosidad de saber cómo serán las cosas en otro país, otra cultura, otros continentes. El problema que se plantea a la hora de hacer una escapada siempre es el mismo: viajar no está hecho para todos los bolsillos. Transporte, hospedaje, moverse por una ciudad diferente… ¡Todo acaban siendo múltiples gastos! Sin embargo, existe una salida, se puede ahorrar y hacer viajes más económicos. Sí, estamos hablando de los conocidos como: viajes low cost. En principio el título suena muy bien, pero… ¿cómo podemos ahorrar de verdad y poder viajar de vez en cuando? Vamos a ir analizando los puntos en los que gastamos la mayor parte del presupuesto y vamos intentar recortarlos ya que son los culpables de que el presupuesto del viaje se dispare.

Viajes low cost

 

Fecha del viaje:

La famosa conocida como temporada alta y temporada baja. En los meses de verano viaja todo el mundo y los precios suben. Ir a la playa en pleno mes de agosto es casi prohibitivo (además de caber poca gente). ¿Y si se desplazan unas semanas esas vacaciones? En mayo y septiembre hace buen tiempo en muchos destinos de playa. Además de salir más económico, al haber menos gente las vacaciones son más tranquilas. ¡Todo ventajas!

Compra del transporte:

Lo primero que tenemos que saber es cómo vamos a hacer nuestro viaje low cost. Si vamos en coche podemos ahorrar en gasolina con la aplicación de gasolineras que hablamos en este post. Por el contrario, si se prefiere viajar en tren, hay ofertas meses antes si compras el billete por internet o incluso páginas para compartir mesa del tren y ahorrar dinero. Por último, si el viaje es en avión, saldrá más caro, sin embargo, existen diversas teorías sobre el precio, como que bajan los miércoles. Nuestra recomendación es que mires en diversos comparadores, en la página web de la compañía y que vayas comprobando si el precio sube o baja antes de comprarlo.

Transporte en el destino

Si habéis hecho el viaje en coche no tendréis problema para desplazaros por las localidades cercanas, pero… ¿Y si habéis ido en tren o en avión? No hay problema, podéis seguir con el plan de vacaciones low cost. Existe la posibilidad de compartir coche con multitud de gente que vaya a hacer un viaje similar, ¡y todo mucho más barato!

Esperamos que estos consejos sean de utilidad para crear vuestras próximas vacaciones low cost y, a partir de ahora, podáis organizar una escapada de vez en cuando.

Un viaje de mil millas comienza con el primer paso. – Lao-Tsé, filósofo

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *