¿Por qué utilizar préstamos inmediatos en época de Rebajas?

Con el nuevo año llega la época de rebajas y sumado a los gastos de diciembre, no es de extrañarse que muchas de las economías familiares se enfrenten a la “cuesta de enero” con dificultades. Para que algún bache económico no te impida comprarte ese abrigo que tanto te gusta o ese electrodoméstico que has pensado comprar para casa, te damos la solución: los préstamos inmediatos.

Préstamos Inmediatos para Rebajas

Los préstamos inmediatos son mini créditos que como su nombre bien lo indica, son concedidos en cuestión de minutos. La gran ventaja de estos préstamos es que pueden ser solicitados por internet, sin tener que moverte de casa, recibir una respuesta casi inmediatamente y tener el dinero solicitado en tu cuenta apenas unos minutos más tarde.

Son muchas las entidades financieras que ofrecen este tipo de préstamos, y cada una tiene sus condiciones y productos. Nosotros te proponemos los créditos de DINEO. Estos micro préstamos son de hasta 500€ en caso de haber solicitado un préstamo anteriormente y hasta 300€ en caso de ser la primera vez.

En DINEO puedes solicitar un préstamo en efectivo en las tiendas Cash Converters o de manera online. Independientemente de por dónde solicites tu préstamo, obtendrás una respuesta y tu dinero en menos de diez minutos. Al realizar la solicitud, solamente tendrás que indicarnos tu nombre completo, tu DNI y una confirmación de ser titular de una cuenta bancaria a tu nombre. Para solicitar un préstamo de DINEO no tienes que presentar documentos como avales ni otros papeles que únicamente hacen más complejo el proceso.

Ahora que tienes una solución ante un pequeño problema económico, y si estás pensando en pedir un préstamo para esta época de rebajas, te damos unos consejos para que puedas sacar el mayor provecho al dinero que puedes pedir prestado y a las rebajas al mismo tiempo, sin tener que renunciar a ninguna de las dos partes:

  • Determina un presupuesto fijo para los gastos que vas a cubrir con el dinero del préstamo. Bajo ningún concepto sobrepases este límite, porque resultará en nuevas deudas.
  • Prepara una lista de los productos que ya hayas identificado en las rebajas para que una vez tengas tu presupuesto, puedas saber mejor cuánto dinero destinar para cada producto o artículo. Como consejo extra, apunta en la misma lista el precio de cada artículo para que posteriormente puedas sumar todos los precios y ver si la cifra final de todos los precios sumados se ajusta a tu presupuesto.
  • Da prioridad a cosas que realmente necesitas más que a las que únicamente deseas. Las rebajas son una buena oportunidad para comprar cosas, pero si tenemos un presupuesto fijado es mejor dar prioridad a aquellas que necesitamos y relegar a un segundo plano aquellas que solamente deseamos.
  • Una vez que sabes qué quieres comprar, cuánto cuesta y verificar si se ciñe a tu presupuesto, da prioridad a calidad más que a cantidad. Las rebajas hay que verlas como una oportunidad para invertir en algo que necesitamos, por lo que es mejor invertir en algo un poco más caro (que nos podamos permitir, está claro) que en varias cosas de un precio bajo. De esta forma, hacemos mejor uso de nuestro dinero y tenemos cosas que nos durarán más.
  • Intenta ahorrar el dinero que te ha sobrado. Si después de planificar tu presupuesto y de haber hecho tus compras, te sobra algo de dinero, intenta no gastarlo en más cosas y ahórralo. Este dinero podría incluso ser un buen recurso para hacer devolución del préstamo.

Si tienes alguna duda sobre los préstamos inmediatos de DINEO, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Y como último punto, ¡disfruta las rebajas!

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *